Otro golpe a los docentes

Comparte la noticia en ....Share on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn0Pin on Pinterest0

La creación de una Universidad de Formación Docente en la Ciudad forma parte de un plan para transferir obligaciones a las provincias en materia educativa.

La creación de la “Universidad de Formación Docente de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires” –UniCABA- con la cual se busca desintegrar el sistema de formación responde a un plan que ya se encuentra en marcha. La disminución del sistema compuesto por 29 institutos de formación docente a tan sólo uno, marca el nivel de reducción de personal, docente y no docente, que pretende en este caso el Gobierno de la Ciudad.

En la provincia de Jujuy en noviembre de 2017 se decidió a través de la resolución N°7239 no realizar inscripciones para el ciclo lectivo 2018 en los (…) “profesorados de Educación Inicial, Educación Primaria, Educación Física, Educación Secundaria en Ciencias de la Administración, en ciencia Política y en Economía en los Institutos de gestión estatal y privada”. En este caso, a diferencia de lo sostenido por el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta, quienes afirman que la UniCABA generará mayor cantidad de inscripciones en la carrera docente, en Jujuy se argumentó que ya había demasiados profesores en dichas áreas.

En sintonía con las últimas –y permanentes- recomendaciones del Fondo Monetario Internacional de reducir el número de empleados públicos, el gobierno de Mauricio Macri, está avanzando sobre un área que siquiera se pudo en los años 90’s.

¿Qué y cómo se pretende reducir el dinero destinado a la Educación? Desde el gobierno de facto de marzo de 1976 se fueron realizando sucesivas transferencias de los servicios educativos a las provincias. Así ocurrió con los niveles primario y secundario. Ahora, es el turno de la formación docente.

En 2016 el Ministerio de Educación de la Nación (MEN), en ese entonces, a cargo de Esteban Bullrich,inició el desmantelamiento del Instituto Nacional de Formación Docente. Particularmente, el Programa Nacional de Formación Permanente (PNFP) “Nuestra Escuela”, el cual permitía que los docentes de todo el país realicen especializaciones de gran calidad y en forma gratuita. El PNFP “Nuestra Escuela” en 2016 empleaba a 2600 personas, que a lo largo de los sucesivos cuatrimestres fueron reducidas drásticamente. Actualmente, el MEN ahora a cargo de Alejandro Finocchiaro anunció que para el primer cuatrimestre de 2018 quedarán solamente 300, con el fin de finalizar el dictado de dichas especializaciones. Ya vaciado el PNFP “Nuestra Escuela”, quedará a total arbitrio de cada una de las provincias y CABA la posibilidad de desarrollar o no nuevas especializaciones y/o capacitaciones, pero sin el correspondiente financiamiento desde el gobierno nacional.

De lo que podemos saber, hasta el momento, el gobierno de Mauricio Macri estaría negociando con los gobernadores y sus ministros de Educación la implementación de un esquema similar al que se está ejecutando con la UniCABA. Y, al igual que lo hecho con los proyectos de reforma previsional y tributaria, el gobierno nacional estaría negociando con los gobiernos provinciales la reducción de sus Institutos de Formación Docente y, por consiguiente, la reducción de sus planteles docentes, a cambio de fondos de libre disponibilidad.