Por qué se toma caña con ruda, el ritual de cada 1 de agosto

Comparte la noticia en ....Share on Facebook
Facebook
0Share on Google+
Google+
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
0Pin on Pinterest
Pinterest
0

Tomar tres tragos del brebaje que se prepara macerando caña o grapa con ruda es antiquísima. Tiene origen en los pueblos originarios de nuestro país.

Se acerca el 1 de agosto y en cada casa o lugar de trabajo no se habla de otra cosa: “Tenemos que tomar la caña con ruda”. El ritual debe cumplirse año tras año y la tradición indica que se deben tomar tres tragos del brebaje.

La preparación es antiquísima y tiene origen en los pueblos originarios de nuestro país.

Los guaraníes tomaban ruda macho a sabiendas de que era eficaz contra los parásitos y los problemas estomacales. También para aliviar picaduras.

De todos modos, la creencia más fuerte es aquella que indica que la ruda es implacable contra la envidia ajena y la mala suerte. Entonces, cada año, se espera que la bebida pueda “espantar los males del invierno”.

Cómo preparar el brebaje

A una botellita de caña o grapa de las que se consiguen en kioscos o casas de bebidas, agregar un puñado de hojas o ramitas de ruda macho. Lo ideal es hacerlo con varios días de anticipación para que macere mejor.

A la mezcla se le puede agregar caramelo hecho con azúcar quemada, lo que le mejorará el sabor y le dará un color más intenso.

El brebaje puede guardarse sin problemas por mucho tiempo en un recipiente bien tapado.

Con el comienzo del mes de agosto, al levantarte, cumplí con el “mandato” de “empinar” la botella o el vasito y tomar la caña con ruda. Pero si no llegás a tiempo este 1 de agosto, tranquilo. Una regla no escrita, pero siempre vigente en la tradición indica que hasta el 15 se puede cumplir con el ritual.