En un importante gesto político, la oposición logró consensuar un proyecto de Ley para modificar el esquema de tributo del impuesto a las Ganancias. Si bien al cierre de esta nota todavía no se presentó el borrador a la prensa, según se desprendió de los explicado por los diputados, habrá cambios significativos, en caso de que la iniciativa presentada por el FpV, FR, Bloque Justicialista y el Socialismo logre ser aprobada.

Sobre el mínimo no imponible, se eleva de los actuales 22.000 pesos brutos a 33.500 pesos para los solteros. Mientras que los casados tributarán 43 mil pesos.

Además, el diputado del FpV Axel Kicillof adelantó que ni el aguinaldo, ni las horas extras, ni las bonificaciones por empresa, ingresarán en la contemplación del impuesto. Sobre la razón del monto del piso propuesto, el legislador explicó que la intención es que sólo paguen el impuesto el diez por ciento de los que más ganan en blanco y se actualizaría automáticamente.

Además, desde ahora, los nuevos magistrados que ingresen a la Justicia no estarán más exentos. Aunque sí seguirán sin pagar quienes ya estaban en el cargo, y los trabajadores judiciales.

También se aclaró que los plazos fijos por arriba de un millón y medio de pesos tributarán impuesto, aunque no se aclaró montos. También las mineras dejarán de estar eximidas.

Por otro lado, los trabajadores que vivan en “zonas desfavorables”, como el sur del país donde el costo de vida es más alto, habrá “un incremento del 45%”.