Las peores app que agotan android… Como combatirlas

Comparte la noticia en ....Share on Facebook
Facebook
0Share on Google+
Google+
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
0

Dependiendo del modelo, los smartphones por regla general alcanzan el día de duración de la batería. Hay excepciones que llegan, en un uso moderado, a dos días, pero no es lo habitual. Estos aparatos, a diferencia de los teléfonos móviles que no se conectaban a internet, hay que conectarlos a la red eléctrica con frecuencia. La naturaleza de las pantallas táctiles ha generado en un excesivo consumo energético. Si el usuario está continuamente a lo largo de la jornada encendiendo y apagando, recibiendo notificaciones de redes sociales y servicios digitales por doquier, puede comprobar cómo se lleva con facilidad la mitad del consumo.

Un reciente relevamiento de la compañía puso de manifiesto cuáles son las aplicaciones que más consumen, ya sea cuando se ejecutan o cuando están en segundo plano.

 

¿Qué más puede hacerse?

 

Cuidado con la pantalla

Si el dispositivo tiene una pantalla AMOLED (como muchos de los fabricados por Samsung), conviene utilizar un fondo de color oscuro. Las pantallas AMOLED solo iluminan los píxeles de colores. Es decir, los píxeles muestran el color negro al estar apagados, por tanto, un fondo de pantalla negro solo iluminará los iconos, con lo cual, un porcentaje pequeño de pantalla es lo que estará realmente consumiendo energía.

Los widgets no son aliados

Muchos widgets (esas pequeñas aplicaciones útiles y bonitas), como los de meteorología o noticias, requieren de una constante conexión a internet o wifi, lo cual estará transmitiendo datos todo el rato, con el consiguiente gasto de batería que ello conlleva.

La vibración consume mucho

A menos que realmente lo necesites, desactiva la función de vibración. Realmente consume mucha más batería que un tono normal o que el modo silencio. Apagar el Haptic Feedback (respuesta táctil) también es una buena estrategia. Aunque sea más cómodo, termina consumiendo una cantidad considerable de batería, por lo que hay que considerar si es necesario tenerlo activado en aplicaciones que te puedan enviar notificaciones constantemente, como WhatsApp o Messenger.

Al paciente le dura más la batería

Configura tu smartphone para que la pantalla se bloquee en poco tiempo. Si se configura un tiempo demasiado alto, al final del día se pierden varios minutos en los que en realidad no usas el celular. Un usuario medio todos los días mira su pantalla unas 150 veces mínimo, no es difícil imaginar cómo se puede ahorrar batería si presta atención a este aspecto.

El modo ahorro de energía funciona

Muchas marcas, como Sony o Samsung, incluyen en algunos de sus teléfonos modos de ahorro de energía que resultan muy útiles en ocasiones en las que no se hace uso exhaustivo del teléfono. Si esta opción no esta disponible, siempre se puede activar el modo avión en momentos en los que no se vaya a utilizar el teléfono, como cuando se duerme.

Cuidado con el brillo automático

Puede parecer útil, pero en realidad es una función que establece mucha más iluminación que se usa realmente. Lo mejor es ajustarlo manualmente y seleccionar un brillo a nivel medio. Se lo puede elevar cuando realmente se necesite más luz. Por ejemplo, se puede tener al mínimo en interiores, y cuando salimos al exteriores lo cambio.

¡Actualizarse!

Es muy conveniente tener las aplicaciones actualizadas. Hay una razón por la que los desarrolladores actualizan sus aplicaciones cada poco, entre otras cosas, porque mejoran el rendimiento del dispositivo y la vida de la batería. Al igual que si rootea el teléfono, hay muchas ROM’s que mejoran esto, al igual que tener tu terminal con una versión de Android lo más moderna posible.