Macri abrocha hoy firma de 10 gobernadores al “waiver” del Pacto Fiscal

• HABILITA A LAS PROVINCIAS A SUBIR IMPUESTOS.
• ES CLAVE EN LA NEGOCIACIÓN POR EL PRESUPUESTO 2019.
Los peronistas Juan Schiaretti (Córdoba), Sergio Uñac (San Juan) y Gustavo Bordet (Entre Ríos) suscribirán hoy el documento en Casa Rosada. Ayer adhirieron Larreta, Passalacqua y Valdez.

La Casa Rosada tendrá hoy abrochada la firma de 10 gobernadores a la adenda fiscal que será enviada al Senado para lograr el apoyo de los mandatarios peronistas al Presupuesto 2019. Antes de viajar en representación del Presidente al funeral de José Manuel de la Sota en Córdoba, Rogelio Frigerio consiguió que el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, el misionero Hugo Passalacqua y el radical correntino Gustavo Valdés rubricaran el documento de cinco páginas que contiene un “waiver” (perdón) al Pacto Fiscal suscripto entre Nación y provincias en noviembre del año pasado.

Hoy en Casa Rosada se sumarán las firmas de un bloque de gobernadores peronistas encabezado por el cordobés Juan Schiaretti, el sanjuanino Sergio Uñac, el entrerriano Gustavo Bordet y el popular neuquino Omar Gutiérrez. El primer mandatario en firmar la adenda fiscal había sido, el viernes pasado, el salteño Juan Manuel Urtubey. A él se sumó el chaqueño Domingo Peppo y el radical jujeño Gerardo Morales. El “waiver” es el resultado de la negociación que encabezó Mauricio Macri con los gobernadores la semana pasada para lograr el apoyo, más tácito que explícito, del peronismo al Presupuesto 2019 que ayer presentó Nicolás Dujovne en Diputados. Los mandatarios del PJ aceptaron ser socios del Gobierno nacional en el ajuste fiscal, pero a cambio reclamaron que la Casa Rosada les habilite nuevas vías de recaudación para compensar el recorte de ingresos.

Canje

El dato de haber logrado la firma de 10 gobernadores, seis de ellos peronistas, a menos de una semana de la reunión de los mandatarios con Macri no es menor. Cada firma se traducirá en el apoyo de los legisladores nacionales que responden a los gobernadores en los recintos del Congreso a la hora de votar el Presupuesto. Sólo el misionero Passalacqua controla cinco votos en la Cámara de Diputados.

En los considerandos de la adenda se hace referencia al “Consenso Fiscal” celebrado el 16 de noviembre del año pasado entre el Estado nacional y 22 provincias, más la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, para “armonizar las estructuras tributarias de las distintas jurisdicciones”. Y, a continuación, el documento advierte que “a partir del segundo trimestre se presentaron nuevas circunstancias en el contexto internacional, con una mayor volatilidad en los mercados financieros, que hicieron necesario adoptar medidas para acelerar la consolidación fiscal”. Entre ellas, menciona “el Decreto 793 del 3 de septiembre de 2018 que estableció un derecho a la exportación para consumo de todas las mercaderías comprendidas en las posiciones arancelarias de la Nomenclatura Común del Mercosur (NCM)”.

Para que las provincias expandan “la base” de recaudación sin subir el Impuesto a las Ganancias, el “waiver” fiscal elimina las exenciones de ese tributo para que queden alcanzadas las administraciones nacionales, provinciales y municipales. También, a pedido de los Gobernadores del peronismo, se abre la posibilidad de que el Congreso sancione un proyecto de ley para subir del 0,25% al 0,75% la alícuota de Bienes Personales que tributa la tenencia de inmuebles y depósitos declarados en el exterior. Además, el Poder Ejecutivo Nacional accedió al pedido de los mandatarios para eliminar el cronograma de baja del Impuesto de Sellos en las provincias.

Sin embargo, uno de los principales puntos que generaron conflicto con los gobernadores del PJ, a la hora de redactar la adenda, fue el pedido de los mandatarios a Macri para eliminar el cronograma de reducción del cobro de Ingresos Brutos. La Casa Rosada no cedió a ese reclamo y mantendrá la reducción progresiva de la alícuota de ese gravamen como señal a los sectores privados y productivos para aliviar la carga fiscal.

Ayer, en un guiño a la liga de gobernadores del peronismo “racional”, Frigerio lamentó que “desde antes de asumir el Gobierno hay un sector de la oposición que cree que cuanto peor le vaya al Presidente y al país mejor les va a ir a ellos”. “Es una actitud muy egoísta que va en contra de los intereses de la gente. Pero por suerte es un sector minoritario. El sector mayoritario de la oposición ha acompañado la gobernabilidad y que más allá de no estar de acuerdo con muchas cosas entendieron que es importante que a la Argentina le vaya bien para que a los argentinos nos vaya bien”, señaló.

Hoy en Casa Rosada estará Schiaretti, quien podría además verse con Macri en medio de los cinco días de duelo decretados en su provincia por la muerte de De la Sota. Uñac, Bordet y Gutiérrez también firmarán la adenda. El Gobierno nacional avanza así para cerrar el gesto de apoyo de los gobernadores al Presupuesto para intentar sancionarlo en el Congreso a fines de octubre o principios de noviembre. Tanto que el correntino Valdés estampó su firma ayer desde el aeropuerto metropolitano para no volver a Corrientes sin adherir al “waiver”.

× ¿Querés comunicarte con Mystica?